Noticias
Jueves 18 de Mayo, 2017

Carta agradecimiento de Fundación Las Rosas

 



Por la Hermana Directora del Hogar


QUERIDOS VOLUNTARIOS

"Dichoso aquel que se acuerda del mas pobre y desvalido....en el dia aciago el Señor lo recompensará"

Les escribo con mucho cariño y gratitud por el hermoso trabajo que están realizando en beneficio de los Adultos Mayores de nuestro Hogar 28  “Nuestra Señora de Guadalupe” de Fundación Las Rosas.

Quiero recordar con gran alegría el inicio del voluntariado en nuestro Hogar.... pues por designios de Dios cuando uno de los Padrinos del Hogar comunicó que ya no seguiría en contacto con nosotros, quedó ese vacío. Conversando con el P. Andrés Aristía Capellán de la Fundación me comentò sobre la Parroquia La Inmaculada Concepción de Vitacura y de su Párroco, que estaban con toda la disposición de hacer una gran obra  de caridad en ocasión del Año de la Misericordia.

Fue así que llegaron ustedes y conocieron muy de cerca el quehacer y las mil necesidades que teníamos. Ustedes pusieron en oración el deseo de iniciar un voluntariado con los feligreses de su parroquia y fruto de las oraciones llegó un grupo de simpáticas personas en el mes de enero del 2016 a brindarnos su apoyo para atender con gran amor y entusiasmo a nuestro abuelitos, alimentándolos, conversando con ellos, acompañándolos y transmitiéndoles mucho afecto.

Era muy gratificante verlos llegar cada miércoles para atender a nuestros residentes. Y  así se fueron sumando más voluntarios los días lunes y viernes.

Esta experiencia de solidaridad se manifestó en grande y finalmente se tradujo en un grupo activo de Voluntarios.

Quiero agradecer  el especial compromiso, ejemplo y motivación de la comunidad parroquial al venir a nuestro hogar para brindar su tiempo, acompañándolos espiritualmente y alimentándolos. Gracias por los aportes económicos para el Hogar.

A los voluntarios que asisten al hogar ¡Gracias por darse así mismos para aliviar las necesidades del que ¡tanto necesita!, gracias por su cooperación (víveres, donaciones de ropa, etc.)

A las personas que no asisten como voluntarios pero que nos ayudan desde su parroquia con sus oraciones y donaciones, mil gracias.

Animo e invito a más personas que quisieran unirse a este grupo de voluntarios para vivir la experiencia de dar amor y cuidados a los adultos mayores... los esperamos con los brazos abiertos.

Gracias Parroquia "La Inmaculada Concepción" por ayudarnos a cumplir nuestra misión. Gracias Parroquia "AMIGA" pues no nos abandonan y nos visitan siempre.

Dios les recompense su generosidad. Las oraciones y gratitud de nuestros abuelitos ténganlo por seguro siempre.

Cordialmente,

Hna. Rosio Bonilla